Lunes, 06 Enero 2020 21:41

#La Radiografía Fabián Gómez Apuntes para entender la vida de Enrique Montero Ponce

Escrito por Fabián Gómez Hernández
Apuntes para entender la vida de Enrique Montero Ponce

Los aduladores del periodista Enrique Montero (qepd), deben conocer o recordar algo de la historia contemporánea reciente.

También sus detractores deben conocer sus logros. Y esos logros no son fáciles de superar.

En lo personal, haré un ejercicio con mi absoluta libertad de expresión que tengo derecho a ejercer, sin sesgo ni fobias.

Para los hoy chavorrucos, era cagante levantarse de lunes a viernes para ir a la escuela y escuchar la voz de Montero, aquel personaje que al inicio de su carrera acudía a los juzgados calificadores y ministerios públicos a fotografiar (con la prepotencia que lo caracterizaba en su juventud), a quienes estaban involucrados en problemas legales.

El perdón del entonces joven Montero costaba monedas y solo así no publicaba las fotos de sus víctimas. Ese dinero lo llevaba a su familia.

Vinieron años de gloria porque había muy pocos comunicadores y medios de comunicación. No tenía competencia.

Los triunfos de Montero y su popularidad no paraban hasta que la Organización Popular de Vendedores Ambulantes 28 de Octubre (OPVA28Oct), comenzó a exhibirlo con sendas porras durante sus manifestaciones. “No somos diez ni once, que chingue a su madre Montero Ponce”, decían los ambulantes, en respuesta a que Montero minimizaba el número de manifestantes.

Fue cuando comenzó a derrumbarse la imagen del Rey de la mentira.

Fue hasta el inicio de la década de los 90’s cuando Enrique Montero era el todopoderoso comunicador de los gobiernos priistas. Su soldado, su cómplice, su socio y empleado.

Callaba toda la corrupción de esos gobiernos a cambio de millonarios contratos y favores económicos que incluyeron notarías, estaciones de radio, edificios, inmuebles y una vida de lujo en general.

Jiménez Morales, Piña Olaya, Manuel Bartlett, Melquiades Morales, Mario Marín y Tony Gali, son los responsables de haber fomentado tanta corrupción en un ser. También los alcaldes en turno.

Moreno Valle al inicio de su gobierno lo ignoró al grado de darle solo 30 mil pesos mensuales de convenio, lo que es una verdadera mentada de madre para un comunicador con todos los adjetivos que le cuelgan sus aduladores.

Montero tuvo muchos logros, sí, pero le pesaron sus constantes deslices y excesos.

La corrupción que fomentó no es nada digno de admirarse. Y esos aduladores es lo que deben entender.

Cuando le dicen maestro yo les preguntaría si los enseñó a robar. Muchos lo superaron.

Quizá el golpe político más fuerte fue cuando su hijo Mario perdió la alcaldía y senaduría, resultado del desgaste del PRI, pero también porque la sociedad liga el apellido Montero con corrupción, simulación y falsedad. Por eso perdió su hijo, porque la sociedad en general repudia su apellido.

En lo personal, me daba pena ajena que sus nietos lo llevaran a trabajar en silla de ruedas en las condiciones físicas que se encontraba. Lo explotaron hasta su último día.

Hoy se ha ido la leyenda y también la mina de oro que representó para un puñado.

Servidos, serviles...

contraparte.mx
© contraparte.mx | 2016
Calle Orión No. 13 Interior 7 Fracc. Villa Satélite La Calera, Puebla, Pue. CP 72564 Tel. (222)2-16-00-51. Todos los derechos reservados, Contraparte Informativa y Periodística S.A. de C.V, de no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la publicación, edición y cualquier uso de los contenidos de este portal.